Divino Maestro

(Aguinaldo Orocoveño)

Padre redentor
de la humanidad
pero mira la maldad
que causa temor
líbranos señor
del odio siniestro
de tanto secuestro
y difamaciones
no nos abandones
divino maestro

 

No estamos cumpliendo
con tu autoridad
y aquella hermandad
se va consumiendo
desapareciendo
el concejo vuestro
mientras yo me adiestro
en favor de otros
ruega por nosotros
divino maestro

 

Hijo de María
de su amor profundo
acaba en este mundo
tanta tiranía
que de parte mía
al triste amaestro
y como eres diestro
nos ayudaras
y mándanos la paz
divino maestro

Con su protección
sera protegido
aquel ser unido
a tu corazón
por tu bendición
gracias padre nuestro
soy el que demuestro
amarte de plano
y tiéndenos tu mano
divino maestro